Si no sabes, pregunta

Programa “Abriendo Nuevos Caminos Hacia Tu Bienestar”

A las personas adultas nos gusta que las demás personas adultas crean que nos lo sabemos todo.
Es más: nos gusta que las demás personas piensen que nos lo sabemos todo y mejor que nadie en este mundo.
Y eso no es todo.
También nos gusta que lo crean, y que lo reconozcan: “sin duda ésta se lo sabe todo”.
Nos encanta.

Pero, y siempre mal que me pese hay un pero, saberlo todo no es posible.

Puedes hincharte a experiencia, a años de vida, a masters, a seminarios de fin de semana, a lecturas y a documentales y lo único que se volverá cada vez más real es la completa ignorancia del ser humano cuando se trata de su propia vida.

¿Crees que exagero algo?Vale…
Pero echa una mirada a tu vida en general, y a tus circunstancias personales en particular, y te darás cuenta de lo que hablo: a la hora de dar consejos te saldrán bordados.
La verdad es que a la hora de resolver tus propios asuntos,y esto nos pasa a todas, llega y se instalan la confusión, la impotencia, y el miedo.

Pero… ¿Por qué pasa esto?
¿Acaso alguien conoce tu vida mejor que tú? 
¿Acaso hay alguien que sepa mejor que tú los detalles sobre tus sentimientos?

Pues sí, lo siento pero sí.
Prácticamente cualquier persona en el mundo.
Hasta un niño puede ver mejor tu vida desde fuera, que tú desde dentro: es un axioma.

¿Por qué me permito afirmar esto? Pues por un sin fin de razones pero ahora te diré sólo la menos científica y más sencilla de todas: porque lo veo día a día.

Las personas no ven su realidad con una mirada diáfana y directa: a la hora de captar la realidad que nos rodea, todos, sin excepción, usamos uno y varios filtros que nos permiten “suavizar” el efecto.

Pero la verdad es que la vida es imperfecta.
Las personas somos imperfectas, y la realidad (que se construye con acciones humanas)es absolutamente imperfecta, incontrolable y, a ver como te tomas esta parte, tiene vida propia.

Entonces, – te estarás preguntando –¿es imposible alcanzar el Pleno Bienestar?

Y yo te responderé rauda: “de ninguna manera”

El Pleno Bienestar está al alcance de la mano
de todas aquellas personas que estén dispuestas a alcanzarlo.
El Pleno Bienestar es fácil de alcanzar.
El Pleno Bienestar es el estado hacia el que tiende la Vida,
es la búsqueda inconsciente de todas las personas sobre la faz de la tierra…
De hecho, el Pleno Bienestar es tu naturaleza.

Entonces -dirás- ¿Cuál es el secreto?

Y yo te diré: Ninguno…o mejor dicho: el mismo que descubriste hace mucho tiempo, siendo una niña, cuando empezaste a objetivar la realidad (etapa en la que el niño toma perspectiva, y se da cuenta de que es una entidad aparte del ambiente que le rodea.

No necesitas desvelar un secreto para saber que hacer.
Lo que tienes que hacer, es lo que aprendiste entonces, cuando la realidad se volvió algo diferente que no comprendías muy bien.

Te recomiendo tomar nota, porque es un mantra que resolverá tu inmovilidad, tu confusión, y tu impotencia:
Tras renunciar a saberlo todo mejor que nadie en el mundo… es decir: tras renunciar a tu omnipotencia…
el siguiente paso, crucial si quieres obtener resultados diferentes para tu vida y aproximarte al estado de , Pleno Bienestar es el siguiente:

“si no sabes, pregunta”.

🙂

Que tengas un feliz presente.

(Si tienes alguna duda, puedes escribirme a salud.armonia@gmail.com y puedes contar con mi respuesta que intentaré ofrecerte a la mayor brevedad que me sea posible).

¡Adelante!

 

Añade un comentario

Tu correo electrónico nunca será publicado. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*